martes, 22 de septiembre de 2009

ÓRGANOS DEL SISTEMA NERVIOSO

MENINGES
Envolturas membranosas que protegen en forma concéntrica al SNC.
Ø Duramadre, la más externa y dura, que está en contacto con la protección ósea, es decir, con los huesos craneales y raquídeos. Entre el cerebro y el cerebelo forma un pliegue llamado la hoz del cerebro que separa ambos órganos.
Ø Aracnoides, recibe este nombre por su similitud con la red de una araña, y es una capa muy fina intermedia. Comprende dos hojas: la hoja parietal y la hoja visceral, que emite prolongaciones en forma de telaraña y que la une con la piamadre.
El líquido cefalorraquídeo es segregado por la aracnoides y su función consiste en servir de amortiguador para que la elevación de la presión sanguínea no afecte directamente la sustancia nerviosa, igualmente evita que los centros nerviosos se golpeen contra los huesos a cada movimiento. El espacio entre la aracnoides y la piamadre, o espacio subaracnoideo contiene liquido cefalorraquídeo.
Ø Piamadre, también muy delgada, que está en contacto con la médula y el encéfalo. Es la más interna, está irrigada por vasos sanguíneos

1. SISTEMA NERVIOSO CENTRAL
a) ENCÉFALO
Ø CEREBRO

§ Anatomía: La parte más importante del encéfalo es el cerebro y por lo tanto está protegido por el cráneo. El volumen promedio en el ser humano actual es de 1500 ml, el peso es de 1200 gr. en el hombre y en la mujer de 1110 gr aproximadamente. Es una masa de tejido gris-rosáceo compuesta por aprox. 100.000 millones de neuronas, neuroglias, vasos sanguíneos y órganos secretores. Se distinguen tres estructuras fundamentales que son:
- Corteza cerebral: Fina capa en la superficie externa del cerebro, de unos 2 a 6 mm de espesor, formada por una sustancia gris (los somas de las neuronas). Presenta ciertos pliegues (circunvoluciones) y hendiduras.
- Masa central: Constituida por una sustancia blanca o cuerpo calloso (los axones de las neuronas).
- Núcleos de base: Formados por agrupaciones o gránulos de sustancia gris.
Está dividido en dos mitades, los hemisferios cerebrales. Cada hemisferio mide de 15 a 17 cm desde la parte anterior a la posterior, y juntos miden entre 11 a 14 cm de ancho. En ellos se encuentran áreas motoras y sensitivas específicas. Los hemisferios están conectados por una masa de fibra nerviosa densamente aglomerada que se llama “cuerpo calloso”. El surco longitudinal (cisura de rolando) y otro lateral, llamado cisura de Silvio, separan a los hemisferios en cuatro cuadrantes los lóbulos frontal, parietal, temporal y occipital.
En el interior del cerebro hay cuatro cavidades intercomunicadas, llamadas ventrículos, conectadas con otra cavidad larga y delgada que se dirige hacia abajo por el centro de la médula espinal. Dentro de estos huecos fluye el líquido incoloro denominado cefalorraquídeo o cerebroespinal producido en los ventrículos, y que se renueva cuatro a cinco veces durante el día. Este medio acuoso, rico en proteínas y glucosa, aporta energía para el funcionamiento de las neuronas y los linfocitos. Estos últimos nos protegen de las infecciones. En otras palabras, al circular a su alrededor, este fluido protege y alimenta a todas las estructuras que conforman el sistema nervioso.
§ Función: El cerebro es el órgano que controla la actividad fisiológica -el funcionamiento del el cuerpo- e interpreta los impulsos generados por el contacto con nuestro entorno (Recibe e interpreta las innumerables señales que le llegan desde el organismo y el exterior).
Contiene los centros nerviosos para el pensamiento, la personalidad, los sentidos y el movimiento voluntario. Es el centro de control del movimiento, del sueño, del hambre de la sed y de casi todas las actividades vitales necesarias para la supervivencia.
Todas las emociones humanas, como el amor, el odio, el miedo, la ira, la alegría y la tristeza, están controladas por el cerebro.
En la corteza cerebral se producen las más complejas interconexiones neuronales, que proporcionan al hombre su capacidad intelectual y emocional.
El hemisferio derecho manda sobre facultades como la capacidad creativa, artística y la orientación espacial; el izquierdo lo hace sobre otras, como el cálculo matemático, la comprensión verbal y la memoria. A pesar de ello ambos se complementan.
El control del cuerpo por parte de los hemisferios es cruzado. Es decir, el hemisferio derecho domina la mitad izquierda del cuerpo, y el izquierdo, la derecha.
En el lóbulo frontal, se centra el habla, la elaboración del pensamiento, las emociones y los movimientos, si alguna parte de esta región del cerebro se lesiona, la persona se pude ver incapacitada para efectuar correctamente algunos movimientos como: Caminar, correr levantar peso, etc.
En el lóbulo parietal, esta la corteza sensitiva, que interviene en la recepción de los estímulos táctiles, los relacionados con la gustación, la temperatura, la presión y el dolor.
La detección e interpretación de imágenes visuales está localizada en el lóbulo occipital; la percepción auditiva se encuentra en el temporal, lóbulo donde también se ubica el olfato, el equilibrio y la memoria; y en el lóbulo frontal.

Ø CEREBELO
- Anatomía: Es la segunda parte más grande del encéfalo. Pesa alrededor de 140 grs, y mide unos 10 cm de ancho, 5 de alto y 6 de largo. Está ubicado debajo de la parte posterior de los hemisferios cerebrales; y encima del bulbo raquídeo y protuberancia anular. Tiene forma ovoide y está dividido en dos hemisferios cerebelosos separados por una estructura alargada llamada vermis. Al realizar un corte vertical que pasa a lo largo del “vermis” se puede observar que la sustancia blanca se ubica en la parte media y presenta ramificaciones que en su entorno se denominan “árbol de la vida”.
La sustancia gris se encuentra alrededor de la sustancia blanca formando la corteza cerebelosa. Se une al cerebro por los llamados “péndulos cerebelosos superiores”, se une a la protuberancia anular por los “péndulos cerebelosos inferiores”. Estos péndulos no son más que haces de fibras nerviosas que llevan información hacia y desde el cerebelo.
· Función: Su función es dirigir la actividad motora del individuo. Sus neuronas, que se enlazan con las del cerebro y la médula espinal, tienen por función coordinar los movimientos, haciéndolos suaves y precisos, y controlar el equilibrio, la postura y la orientación del cuerpo. Controla movimientos musculares amplios –motricidad gruesa- como caminar y otros más específicos –motricidad fina- como poner la llave en la cerradura o enhebrar una aguja.
Otra de las funciones importantes del cerebelo es la de “mantener el equilibrio”, si a un animal se le extirpa el cerebelo, se le doblan las patas y no puede andar. El cerebelo es muy sensible al alcohol, es por esa razón que los borrachos titubean al caminar.

EL CEREBELO ES EL DE COLOR PÚRPURA

Ø BULBO RAQUÍDEO O MÉDULA OBLONGADA

· Anatomía: Ubicado sobre la médula espinal. Tiene la apariencia de ser simplemente la punta dilatada de la médula espinal, su tamaño es pequeño y es esencial para la vida.
Tiene forma de pirámide ensanchada en posición inversa a la de la médula espinal y mide unos tres centímetros de longitud.
· Función: Es el órgano conductor de impulsos sensitivos hacia el cerebro, y de impulsos motores desde el cerebro hacia las otras vías. En esta zona están los núcleos que controlan los centros respiratorios, el centro regulador de los movimientos peristálticos del tubo digestivo (deglución) y, el centro vasoconstrictor, que regula el diámetro de los vasos sanguíneos y la frecuencia cardiaca, así como otras actividades reflejas, incluido el vómito.
Origina los impulsos nerviosos que estimulan los músculos intercostales y el diafragma que hacen posible la ventilación pulmonar, los nervios que regulan los latidos del corazón, el diámetro de las arterias y otras funciones importantes. La destrucción de la médula oblongada ocasiona la muerte de inmediato.
Presenta los núcleos de algunos de los nervios craneales: el hipogloso mayor o nervio motor de la lengua; el glosofaríngeo, que lleva las fibras nerviosas del gusto a la cavidad bucal; el vago o neumogástrico, que lleva fibras a las vísceras; y, el espinal, que controla algunos músculos del cuello.

Ø PROTUBERANCIA ANULAR O PUENTE DE VAROLIO
· Anatomía: Esta estructura es la parte del cerebro situada entre los pedúnculos cerebrales por arriba y el bulbo raquídeo por abajo. Situado entre la médula espinal y el mesencéfalo, esta protuberancia esta localizada enfrente del cerebelo. Consiste en fibras nerviosas entrelazadas, que forman una red compleja unida al cerebelo por los pedúnculos cerebelosos medios. Su forma es de un cubo, con una cara anterior convexa, poseedora de un surco medio.
· Función: Este sistema intrincado de fibras conecta el bulbo raquídeo con los hemisferios cerebrales. En la protuberancia s localizan los núcleos para el quinto, sexto, séptimo y octavo (V, VI, VII y VIII) pares de nervios craneales. Su función es la del centro reflejo de las expresiones fuertes como el llanto y la risa.

Ø TÁLAMO
· Anatomía: Está formado por dos masas ovoides de sustancia gris, de unos 4 cm de longitud, situadas dentro d la zona media del cerebro entre los dos hemisferios cerebrales.
Entorno al tálamo se encuentran los ganglios basales, masas circulares de materia gris situadas en lo profundo del cerebro, que ayudan a controlar las secuencias del movimiento, como el caminar.
· Función: Estas estructuras están integradas en un mismo sistema que da como resultado el control de las múltiples facetas del comportamiento, incluyendo las emociones, en situaciones de crisis, la memoria y los recuerdos.
El tálamo es el que recibe las señales sensoriales y permite que las señales motoras de salida pasen hacia y desde la corteza cerebral. Todas las entradas sensoriales al cerebro excepto las olfativas, se asocian con núcleos individuales (grupos de células nerviosas) del tálamo.
Ø HIPOTÁLAMO
· Anatomía: Está situado debajo del tálamo en la línea media en la base del cerebro. Está formado por distintas áreas y núcleos.
· Función: El hipotálamo contiene núcleos responsables de las actividades relacionadas con el sexo, hambre, sed, placer, dolor, temor e ira; además controla el balance del agua y la sal requerido por el cuerpo, la temperatura corporal y la secreción de hormonas por la glándula hipófisis, de modo que desempeña un papel importante en la coordinación de las actividades de los sistemas nervioso y endocrino.

b) MÉDULA ESPINAL
§ Anatomía: Conducto nervioso que corre a lo largo y en el interior de la columna vertebral, que la protege. Tiene alrededor de 43 cm a 50 cms de longitud y pesa entre 26 y 30 gr. y es casi tan ancha como un dedo. Se extiende desde el agujero occipital del cráneo hasta la altura de la segunda vértebra lumbar. En su parte inferior termina en un conjunto de fibras o manojo de ramificaciones (cola de caballo) que llega hasta el cóccix y en su parte superior se conecta con el bulbo raquídeo.
La médula espinal está formada por la sustancia gris y blanca. La gris está en el centro; formando una especie de X. En el centro de la sustancia gris existe un canal llamado canal del epéndimo, el cual lo recorre en toda su extensión. La médula espinal tiene 31 pares de nervios, que se disponen a ambos lados de ella.
· Función: Las dos funciones de la médula espinal son:
- Conductora de impulsos sensitivos hacia el cerebro e impulsos motores desde el cerebro hacia los efectores.
- Centro elaborador de la actividad refleja. Interviene en los actos involuntarios o inconscientes como por ejemplo, el salto repentino que provoca un susto inesperado o el golpe en la rodilla que hace extender la pierna; para que la acción se efectúe eficazmente no se requiere que el encéfalo reciba o envíe impulsos nerviosos. El reflejo requiere la estimulación de muchas neuronas motoras en el momento preciso y al mismo tiempo la inhibición de otras. En estos actos no participa la voluntad.

2. SISTEMA NERVIOSO PERIFÉRICO
a) SISTEMA NERVIOSO SOMÁTICO
Ø NERVIOS CRANEALES

· Anatomía: Hay doce pares de nervios craneales que van desde la porción inferior del encéfalo a diversos órganos y partes del cuerpo. La mayoría lleva información desde y hacia los órganos sensoriales principales.
· Función: Se componen de un gran número de axones que transportan los impulsos hacia el sistema nervioso central y llevan los mensajes hacia el exterior. Las primeras vías se llaman aferentes y las últimas eferentes. En función de la parte del cuerpo que alcanzan, a los impulsos nerviosos aferentes se les denomina sensitivos (S) y a los eferentes, somáticos o motores (M) viscerales. La mayoría de los nervios son mixtos (Mx), es decir, están constituidos por elementos motores y sensitivos.


Ø NERVIOS ESPINALES
· Anatomía: Existen 31 pares de nervios que nacen en la médula espinal y salen por los agujeros de conjunción formados por la unión de dos vértebras vecinas. Estos nervios, que conectan a la médula con el resto del cuerpo, se agrupan en cinco enmarañadas redes que reciben el nombre de plexos.

- Plexo cervical: 8 pares de nervios cervicales.
- Plexo dorsal: 12 pares de nervios dorsales.
- Plexo lumbar: 5 pares de nervios lumbares.
- Plexo sacro: 5 pares de nervios sacros.
- Plexo coxígeo: 1 par de nervios coxígeo.

· Función:
Estos nervios transmiten impulsos procedentes de los receptores, principalmente de estímulos internos, hacia el sistema nervioso central. También transmiten impulsos procedentes del sistema nervioso central hacia todos los músculos esqueléticos del cuerpo.
Todos los conocimientos conscientes del ambiente externo y todas las actividades motoras, para hacer frente al ambiente, operan a través de la parte somática-sensorial del sistema nervioso periférico. Cada nervio periférico consta de un número variable de fibras procedentes de células nerviosas o neuronas, por los cuales avanzan los impulsos nerviosos de unos puntos del organismo a otros. Realizado por: Paola Herrera

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada